Clube da Aposta Clube da Aposta menu  

Guía de la Eurocopa 2020

Se parte de la comunidad de apuestas online más grande de Sudamerica

Tras dos veranos sin fútbol internacional en Europa por la pandemia, vuelve uno de los campeonatos más prestigiosos: la Eurocopa. Un torneo que siempre deja grandes sorpresas, como las victorias en los últimos años de selecciones teóricamente inferiores como Portugal (2016) o Grecia (2004).

Formato de competición

Formato Competicion

Este torneo será la decimosexta edición, y tendrá la peculiaridad de que se disputará en 19 ciudades distintas por toda Europa: Londres, Bakú, Múnich, Roma, San Petersburgo, Ámsterdam, Sevilla, Bucarest, Budapest, Copenhague, Dublín y Glasgow. No obstante, la final se disputará en Londres en el mítico estadio de Wembley el 11 de Julio.

Otro de los cambios de este año es que por primera vez donde habrá equipos clasificados a través de dos torneos: Liga de las Naciones y la clásica Clasificación para la Eurocopa.

24 equipos buscarán la gloria, divididos en 6 grupos. Se clasificarán para octavos de final los dos primeros de cada grupo y los 4 mejores terceros. Todas las eliminatorias se disputarán a partido único, con prórroga y penaltis en caso de empate en el tiempo reglamentario.

El vigente campeón es Portugal, que se impuso a Francia en la final disputada en el país galo en la última edición en 2016. Precisamente Francia, junto a Alemania y España, son los tres países que albergan más títulos en sus vitrinas: tres para los alemanes (1972, 1980, 1996) y los españoles (1964, 2008, 2012) y dos para los franceses (1984, 2000). 

Aquí os dejamos el análisis de todos los grupos en vídeo:

GRUPO A: Italia busca redimirse

Grupo A Eurocopa

El primer grupo de la Eurocopa lo forman Italia, Turquía, Gales y Suiza. Un grupo donde claramente la selección Italia es favorita a clasificarse, con un segundo puesto que debería estar disputado entre Suiza y Turquía, aunque los primeros son los principales candidatos para pasar de ronda.

Empezando por Italia, nos encontramos con una selección que de la mano de Mancini ha recuperado la ilusión por triunfar en Europa tras varios años negros de fracasos, destacando la eliminación en la fase de clasificación para el Mundial de Sudáfrica (2010) y el pasado mundial de Rusia (2018). Pero con Roberto Mancini, Italia vuelve a ser respetada a base de resultados y fútbol. Su fase de clasificación fue perfecta: pleno de victorias (10/10), algo que sólo Bélgica ha conseguido. Las cifras además han sido brillantes: sólo 4 goles encajados y nada menos que 37 anotados. Un récord histórico para la selección italiana, que cuenta con una plantilla prácticamente definida donde se combina la experiencia de futbolistas como Chiellini con la juventud y el talento de jugadores como Barella.

Entre los jugadores más destacados está su estrella, Lorenzo Insigne (Napoli), que estará bien acompañado en el ataque con uno de los delanteros en mejor forma de toda Europa: Ciro Inmobile (Lazio). Nada menos que 23 goles en 20 partidos, una cifra que le ha colocado como el máximo anotador de todo el fútbol europeo, por delante de estrellas como Leo Messi, Lewandowski o Cristiano Ronaldo.

Su fútbol no puede ser más sencillo: Un 4-3-3 con cada jugador en la posición más cómoda para mostrar su calidad, y un equipo que basa su juego en el talento de sus futbolistas y la compenetración de los mismo. Con una Eurocopa en su palmarés (1968) y dos finales disputadas (2000 y 2012), buscarán alcanzar al menos las semifinales.

No debemos olvidar que una de las sedes del torneo está en Roma, donde Italia disputará sus tres partidos de fase de grupos.

Siguiendo por la segunda favorita, nos encontramos a Suiza, una selección que se presenta en la Eurocopa tras varios años de buenos resultados y solidez como bloque competitivo. Ya demostró en la UEFA Nations League que van muy en serio, donde golearon a Bélgica (5-2) y llegaron a las semifinales. Su fase de clasificación fue de menos a más, donde tras un inicio dubitativo terminaron imponiéndose a Dinamarca e Irlanda y clasificándose para esta Eurocopa como líderes de grupo.

 Su jugador más destacado sin duda es el centrocampista del Arsenal Granit Xhaka, pieza clave en el equipo de Petkovic. Se trata de un equipo que, aunque pueda parecer desconocido para muchos, cuenta con una plantilla de jugadores con dilatada experiencia en las grandes ligas europeas. Una selección que basa su fútbol en un sistema defensivo sólido, manteniendo en orden en todo momento y con un sistema de tres centrales y dos carrileros. En función del rival, Petkovic opta por sumar un mediocentro más o añadir un delantero al ataque.

Su mejor resultado han sido unos octavos de final en 2016, por lo que todo lo que sea pasar de ronda será un éxito para los suizos.

 Siguiendo por la tercera selección favorita del grupo nos encontramos a Turquía. Un equipo que ha brillado en la fase de clasificación a esta Eurocopa, donde consiguieron ganar y empatar contra Francia y terminar sólo a dos puntos de los vigentes campeones del mundo. Un equipo que cuenta con un entrenador histórico que llevó a la selección turca a las semifinales del Mundial de 2002, un hito histórico. Tras haberse quedado fuera de Rusia 2018, la federación turca llamó de nuevo a Senol Gunes para que tomara las riendas del equipo, y el entrenador turco respondió a la perfección clasificando a Turquía para la Eurocopa.

Cuentan con una plantilla quizás no muy conocida pero muy competitiva, donde destaca el veterano goleador Burak Yilmaz (Besiktas) y la joven promesa de la Juventus Merih Demiral, líder de la defensa turca en un 4-3-3.

La generación de oro de Turquía está sin duda en la defensa, donde han formado un equipo muy sólido que ha demostrado ser un hueso muy duro de roer: han sido el equipo que menos goles ha encajado en toda la fase de clasificación. Sólo 3 en 10 partidos, los mismos que Bélgica. En ataque sí que es un equipo que tiene más dificultades, y buena prueba de ello es que un jugador de 34 años es su estrella en la delantera.

Todo lo que sea pasar de ronda será un triunfo para una selección cuyo mayor éxito en las Eurocopas han sido las semifinales en 2008 y unos cuartos de final en el año 2000.

Por último, nos encontramos a la selección más floja del grupo A. La Gales de Gareth Bale, un equipo que siempre ha sido considerado menor en Europa, pero en 2016 sorprendió a todos con una actuación histórica llegando a las semifinales y consiguiendo el tercer puesto. De la mano de Ryan Giggs, han sufrido para clasificarse, donde han acabado sólo 1 punto por encima de Eslovaquia y tuvieron que ganar su último partido para conseguirlo.

Destaca sin duda en la plantilla galesa la estrella del Real Madrid y el máximo goleador histórico, Gareth Bale. Un ídolo en la selección de Gales, donde siempre rinde al 100% y se siente más cómodo. En ataque se encuentra bien acompañado con Aaron Ramsey (Juventus), otra de las estrellas del equipo que juega con un 4-2-3-1.

Se antoja complicado que Gales pueda repetir la hazaña de 2016, ya que el nivel del equipo ha decaído sin duda y así lo demostraron en la fase de grupos. Nunca hasta 2016 habían pasado de ronda en una Eurocopa y en esta edición se prevé más de lo mismo. El hecho de haberse clasificado para la Eurocopa ya ha sido un éxito para Gales.

GRUPO B: La Bélgica de Roberto Martínez, superfavorita en el torneo

Grupo B Eurocopa

El segundo grupo de la Eurocopa lo forman Bélgica, Dinamarca, Finlandia y Rusia. Los belgas son sin duda los favoritos, y se espera que el segundo puesto se dispute entre Dinamarca y Rusia. Las opciones de Finlandia son muy remotas, ya que sin duda es una de las selecciones más débiles de esta Eurocopa.

Empezando por los grandes favoritos, nos encontramos a Bélgica. Un equipo que viene de varios años de un excelente trabajo, dirigido por Roberto Martínez y apoyado en jugadores TOP en Europa. Su actuación en el pasado mundial de Rusia fue notable, donde consiguieron la medalla de bronce y cayeron eliminados en semifinales contra los que serían los futuros campeones del Mundo, Francia. Se trata de un equipo muy competitivo, que realiza un fútbol muy combinativo y de muchísima calidad. Les falta ese último paso, esa victoria en las fases finales de los torneos que les dé por fin un título a esta fantástica generación de futbolistas. Esta Eurocopa puede ser una buena oportunidad para ello.

La selección belga destaca porque ha sido la primera en clasificarse para la Eurocopa, tras haber conseguido un pleno de victorias en la fase de clasificación (10/10), mostrándose como la mejor defensa (sólo 3 goles encajados) y el mejor ataque con nada menos que 40 goles anotados, una media de 4 por partido.

Su estrella sin duda es Eden Hazard, aunque no es el único futbolista que destaca en esta selección belga. Su delantera mete miedo con Lukaku (Inter), el máximo goleador histórico de Bélgica con 51 goles, y Mertens (Napoli) acompañando al futbolista del Real Madrid, pero además en el medio cuentan con un Kevin de Bruyne (Manchester City) impredecible para los rivales. En defensa con Courtois (Real Madrid) tienen un seguro.

Roberto Martínez suele jugar con tres centrales (Vermaelen, Vertonghen y Alderweireld) en un esquema de 3-4-3. Nunca han ganado una Eurocopa, aunque si llegaron a una final en 1980. Este año se espera que al menos alcancen las semifinales y no sorprendería a nadie verles disputando e incluso ganando la final. Sin duda, esta puede ser la Eurocopa de Bélgica.

Por otro lado, tenemos a una renacida selección de Rusia. Un equipo que brilló en el pasado Mundial 2018 y que ya compartió grupo con Bélgica en la fase de clasificación, donde ganaron todos los partidos excepto los dos disputados contra los belgas. La selección rusa mantiene el bloque que triunfó en el pasado mundial, tanto en el banquillo con Cherchesov como con los jugadores. Apenas sufrieron para clasificarse para esta Eurocopa, y recordemos que estuvieron muy cerca de disputar unas semifinales en el Mundial ya que cayeron en cuartos de final contra Croacia (finalista) en penalties. Además, debemos recordar que todos estaban de acuerdo en que eran el equipo más débil del torneo. Ahora no hay etiquetas para Rusia, todos saben de su potencial y lo que puede ofrecer un equipo muy sólido y competitivo, que también tiene calidad en sus filas.

En 7 de los 10 partidos de clasificación disputados dejaron su portería a cero, sólo Bélgica en dos partidos y Escocia en uno consiguieron hacerles gol.

Debemos destacar que Cherchesov ha cambiado el esquema que tantos éxitos le dio en el Mundial. Ha pasado de jugar con 5 defensas a utilizar un 4-2-3-1 en la fase de clasificación, demostrando que la selección rusa sigue siendo igual de competitiva y peligrosa. No cabe duda de que su estrella es Aleksandr Golovin (Mónaco), el cerebro del equipo. Con apenas 23 años se ha echado a toda la selección a la espalda, él marca el ritmo de juego de su equipo y sus compañeros le buscan constantemente.

Con nada menos que cuatro finales disputadas (todas como Unión Soviética), una Eurocopa en sus vitrinas (1960, la primera edición en la historia), Rusia se presenta en esta Eurocopa con el objetivo de clasificarse para los octavos de final y seguir soñando. Algo que no han conseguido en las 7 últimas ediciones (todas desde que se separó la URSS), donde en 6 quedaron eliminados en la fase de grupos en una ni siquiera se clasificaron.

La principal rival de Rusia para clasificarse a los octavos de final será la Dinamarca de Eriksen. A priori se trata de un conjunto más débil que Rusia, con una dependencia enorme del exfutbolista del Tottenham (ahora en el Inter). Sufrió para clasificarse a esta Eurocopa, y eso que su grupo era relativamente sencillo (Georgia, Gibraltar, Irlanda, Suiza). Si bien es cierto que lo acabaron invictos, les ha costado sacar adelante los partidos y ganar (4 empates y 4 victorias). No fue hasta el último partido cuando consiguieron certificar la clasificación a esta EURO.

Se perdieron la última Eurocopa en Francia, donde no lograron clasificarse. Lejos ha quedado la época dorada de esta selección, que cuenta con una Eurocopa en su palmarés (1992), aunque en esta ocasión tendrán la oportunidad de ofrecer una buena imagen ante su público. Recordemos que Copenhague es una de las sedes de esta Eurocopa.

Bajo el mando de Age Hareide, entrenador que consiguió clasificar a Dinamarca a los octavos de final del Mundial de Rusia y competir contra Croacia (perdieron en penaltis), esta selección ha sabido sacar rendimiento a un equipo bastante limitado con un esquema 4-2-3-1. Dependen totalmente de su estrella Christian Eriksen (Inter), que ha tenido una temporada bastante irregular en el Tottenham pero que marca el ritmo de juego de su selección. Una pieza clave en el equipo y en sus botas estarán las opciones de Dinamarca.

Para un equipo que sólo ha conseguido participar en una de las últimas 3 Eurocopas (siendo eliminada en la fase de grupos), llegar a octavos de final sería todo un éxito. El apoyo de su público y el hecho de jugar en casa puede ser determinante.

La última selección a analizar de este grupo es la que a priori es la más débil. Finlandia ha conseguido por primera vez en su historia clasificarse para una Eurocopa, un hito histórico sin duda para esta generación de futbolistas. Lo hicieron gracias a que la suerte les sonrió en la fase de clasificación, ya que acabaron en un grupo de selecciones bastante flojas a excepción de Italia (Grecia, Bosnia, Armenia, Liechtenstein). Un equipo que se basa en la solidez defensiva y el acierto de su delantero, llegan a esta Eurocopa con ilusión, pero conscientes de que su nivel está muy lejos del de sus rivales.

Nunca antes había conseguido Finlandia clasificarse para ningún torneo internacional. Ni Eurocopas ni Mundiales. Se trata de un equipo con jugadores prácticamente desconocidos para el fútbol europeo, pero que de la mano de su entrenador Markku Kanerva han conseguido algo histórico. Con un 4-2-3-1 y una intención de juego claramente defensiva buscarán dar la sorpresa en un grupo complicado. Su estrella es sin duda el experimentado delantero Pukki (Norwich), ex del Sevilla entre otros. Una pieza clave en un equipo que anda muy escaso de gol. De su acierto dependerán muchas de las opciones de la selección nórdica.

Como decíamos, disputar una Eurocopa ya es todo un éxito para Finlandia. Hasta una tercera posición en este grupo sería una sorpresa para uno de los equipos más débiles del torneo.

GRUPO C: Holanda vuelve a brillar en Europa

Grupo C Eurocopa

En el grupo C está una de las selecciones llamadas a dar la sorpresa en esta Eurocopa. Holanda se enfrentará a Ucrania, Austria y Macedonia del Norte en un grupo donde los holandeses son los claros favoritos para campeonar, con un segundo puesto muy disputado entre Ucrania y Austria.

Empezando por Holanda, nos encontramos a un equipo que ha vuelto tras unos años muy irregulares y sin rumbo. Holanda ha vuelto a ser una de las selecciones más temibles de Europa, gracias a esta fantástica generación de jugadores jóvenes que han demostrado en la Eredivisie y la Champions League su potencial, llamando la atención de clubes grandes en Europa. Ya destacaron en la UEFA Nations League donde llegaron a la final tras eliminar a Francia, Alemania e Inglaterra; casi nada. Con un fútbol combinativo, de toque y mucha calidad, han conseguido clasificarse sin pasar muchos apuros en un grupo donde competían con Alemania, Irlanda, Bielorrusia y Estonia.

Son muchas las estrellas de este equipo, donde es complicado sacar sólo un nombre entre tanto talento. Virgil Van Dijk (Liverpool), De Ligt (Juventus), De Jong (Barcelona) o Depay (Olympique Lyon) son sus futbolistas más importantes, donde quizás destaquen más el central del Liverpool y el centrocampista del FC Barcelona. Todos ellos son dirigidos por Ronald Koeman en un 4-3-3 que ha sabido sacar lo mejor de estos jugadores, donde el hecho de jugar sin un nueve puro otorga aún más importancia a la labor de los centrocampistas y la segunda línea. Las espaldas están bien cubiertas con la que posiblemente sea la mejor pareja de centrales del mundo: De Ligt – Van Dijk.

Campeones de Europa en 1988, “La Oranje” buscará llegar a las fases finales de un torneo que tiene una de sus sedes en Ámsterdam, donde Holanda disputará los tres partidos de fase de grupos. La clasificación a octavos es casi una obligación para un equipo que ha pasado de no clasificarse para Francia 2016 a estar entre las favoritas para ganar esta Eurocopa.

Ucrania probablemente sea la segunda favorita del grupo, aunque como decimos no lo tendrá nada fácil. Un equipo muy joven que ha demostrado que viene muy en serio, consiguiendo clasificarse como líderes de grupo por delante de Portugal, Serbia, Luxemburgo y Ucrania. Invictos en la fase de clasificación, consiguieron empatar y ganar a los vigentes campeones de Europa (Portugal). Un equipo con talento, dinamismo y muy competitivo que puede ser una de las sorpresas del torneo.

Con un mito en el banquillo llamado Andriy Shevchenko, han agrupado una generación de futbolistas llamada a hacer cosas grandes. Campeones del Mundial sub-20 en 2019, Ucrania tiene en sus filas jugadores talentosos y titulares en equipos top del fútbol europeo. Destaca el lateral izquierdo Oleksandr Zinchenko, titularísimo en el Manchester City de Pep Guardiola. Un equipo que hace un fútbol vistoso, ofensivo, y con jugadores de talento en ataque con un esquema 4-3-3.

Hasta el 2012 nunca se habían clasificado para una Eurocopa, y esta será la tercera seguida que disputan. Pasar de fase de grupos ya sería su mejor resultado histórico y, por lo tanto, un éxito.

Austria a priori será la selección que se juegue con Ucrania la clasificación a los octavos de final, aunque los ucranianos son más favoritos. Un equipo que no tiene grandes nombres en su plantilla, ni actuaciones remarcables en su historia, pero que se ha ganado el puesto en esta Eurocopa merecidamente gracias a una fase de clasificación notable en un grupo bastante sencillo, con rivales de muy bajo nivel (Macedonia, Eslovenia, Israel y Letonia). Un equipo con mejor ataque que defensa, que cuenta con jugadores ofensivos interesantes.

Con el alemán Franco Foda al cargo del banquillo, su principal estrella la encontramos en el centrocampista del Bayern Múnich David Alaba. En un esquema de 4-3-3 encontramos además a jugadores interesantes como Lazaro (Inter).

Nunca se habían clasificado para una Eurocopa hasta el 2008 donde fueron anfitriones y no pasaron de fase de grupos, mismo resultado obtenido en la última edición disputada en Francia (2016). Su objetivo para esta Eurocopa será clasificarse a octavos de final como una de las mejores terceras de grupo. 

GRUPO D: Una de las mejores generaciones de Inglaterra buscarán el éxito

Grupo D Eurocopa

En el grupo D encontramos una de las grandes favoritas del torneo: Inglaterra. Una generación fantástica de futbolistas que buscará hacer historia, aunque su primer paso será batir a sus rivales del grupo, Croacia, Escocia y República Checa. Los ingleses no sólo son los favoritos para pasar de ronda como líderes de grupo, sino que son los principales candidatos a llevarse la Eurocopa.

Empezando por Inglaterra, que como decimos es la gran favorita del grupo e incluso del torneo. Una generación de oro, posiblemente la mejor que se recuerda en los últimos años e incluso décadas. Además, contarán con la motivación de jugar en casa: los tres partidos de fase de grupos se disputarán en Wembley, además de la semifinal y la gran final. Un equipo que dispone de numerosas variantes de juego y con una plantilla de calidad en todos los puestos, a pesar de la ausencia de Vardy que ha dejado la selección.

Si hablamos de Inglaterra hay que mencionar a un jugador, su estrella y máximo goleador: Harry Kane. El delantero del Tottenham con sólo 26 años ya ha anotado 32 goles con su selección y es la referencia de un equipo sólido a nivel colectivo y que además cuenta con jóvenes talentos consolidados en Europa como Alexander-Arnold (Liverpool) o Maddison. Todos ellos brillan bajo las órdenes de Gareth Southgate, con un 4-3-3 muy claro donde en ataque Rashford-Kane-Sterling son indiscutibles.

En el pasado Mundial de Rusia ya mostraron sus credenciales como una selección sólida y difícil de batir, llegando hasta las semifinales. En la UEFA Nations League consiguieron llegar hasta la misma fase, y su objetivo sin duda será conseguir un título que premie a esta fantástica generación de jugadores cuya la trayectoria es claramente ascendente. Su fase de grupos ha sido casi excelente, ya que ganaron todos los partidos menos la derrota contra la República Checa (2-1). Han sido el segundo equipo que más goles ha anotado (37 en 8 partidos).

Nunca han ganado una Eurocopa, ni siquiera han llegado a disputar una final. Lo más cerca que han estado fueron las semifinales de 1968 y 1996. En esta edición, tienen el objetivo claro de ganar el título o al menos llegar a la final.

Su principal rival en el grupo será la Croacia de Luka Modric. El conjunto croata que brilló en el Mundial de Rusia se ha hecho viejo. Jugadores clave en el equipo como Luka Modric o Rakitic están lejos de su mejor nivel, y a ello hay que sumarle que otras piezas clave como Mandzukic o Subasic se han retirado. Los problemas de Croacia ya se vieron en la fase de grupos, donde pasaron apuros para clasificarse en un grupo muy débil.

En este equipo destaca sin duda el actual balón de oro. Luka Modric (Real Madrid) es la base del conjunto croata, acompañado de Rakitic (Barcelona). Dos jugadores que ya no están físicamente para mostrar su mejor versión, y son la mejor prueba de que esta selección de Croacia se ha venido abajo con el paso de los años. 

A pesar de seguir siendo un equipo competitivo con Zlatko Dalic a la cabeza, histórico seleccionador croata por la hazaña conseguida en Rusia 2018, es una selección que debe renovarse y no es un proceso nada fácil. Con formaciones variables (4-3-3 o 4-2-3-1), se trata de una selección que sigue entre las 10 mejores del mundo según el ranking FIFA, cuyo mejor resultado en una Eurocopa han sido unos cuartos de final en dos ocasiones (1996, 2008). Este año se espera que al menos se clasifiquen para los octavos de final y a partir de ahí, seguir compitiendo.

Las opciones de la República Checa en el grupo son más que remotas. Una selección alimentada principalmente de un equipo que está brillando en las competiciones europeas: Slavia Praga. Esta selección es un equipo que no tiene grandes estrellas, pero sí una legión de jugadores fieles a las órdenes del entrenador y que dan todo lo mejor de sí mismos, mostrándose muy competitivos y difíciles de batir.

No pasaron muchos apuros para clasificarse, consiguieron vencer a Inglaterra y se presentan en esta Eurocopa con Pavel Kaderabek (Hoffenheim) como su estrella. Bajo las órdenes de Jaroslav Silhavy con un 4-3-3, cuentan con algunos jugadores interesantes como Vaclik (Sevilla).

Se trata de un equipo con un claro déficit de gol, sólo 13 anotados en los 8 partidos disputados en la fase de clasificación son el mejor ejemplo. Han sido el segundo equipo clasificado que menos goles ha marcado, un dato revelador.

No obstante, a pesar de que a priori es una selección de segundo nivel, históricamente han hecho buenas actuaciones en la Eurocopa. Campeones de Europa en 1976 y finalistas en 1996, llegan a este torneo con el objetivo de clasificarse como una de las mejores “terceras”. Todo lo que sea pasar la fase de grupos será un éxito.

GRUPO E: España busca volver a la élite

Grupo E Eurocopa

En el grupo E encontramos a una de las selecciones con más Eurocopas en sus vitrinas y a la única que ha conseguido ganar dos consecutivas. España está entre las favoritas del torneo, pero antes deberá clasificarse en un grupo donde se encontrará con Suecia, Polonia y Eslovaquia.

España como decimos se encuentra entre las 5 favoritas a llevarse de nuevo esta Eurocopa. Un equipo que ha sufrido cambios, donde ha resultado muy complicado sustituir a esa generación de oro que consiguió tres títulos consecutivos (Eurocopa, Mundial y Eurocopa) pero que poco a poco han ido encontrado su sitio. Hace 10 años cualquier aficionado al fútbol sabría decir el once titular de la selección española, mientras que ahora sólo hay apenas 2-3 jugadores fijos. La competencia es alta y no cabe duda de que la calidad ha bajado, aunque sigue siendo un equipo sólido, fiable y peligroso.

Es un equipo que va a más y está en clara línea ascendente. Tras el fracaso en el Mundial de Rusia, la Eurocopa de Francia y el Mundial de Brasil; Luis Enrique ha encontrado la fórmula para juntar a sus jugadores en un 4-3-3 y conseguir buenos resultados. Invictos en la fase de clasificación, con sólo 5 goles encajados, llegan a esta Eurocopa con una mezcla de jugadores veteranos y jóvenes talentos, todos ellos brillando en las principales ligas europeas.

Destaca la ausencia de Sergio Ramos (capitán del Real Madrid y España) que acumula nada menos que 170 partidos con la selección, ha estado presente en todas las etapas del equipo. Los éxitos del 2008-2012 y los fracasos del 2014-2018. Si que estarán jugadores más que conocidos en Europa como Jordi Alba (FC Barcelona), Carvajal (Real Madrid), Busquets (Barcelona) o Gerard Moreno (Villarreal).

España llega al torneo como decimos cómo una de las favoritas tras los fracasos en los tres últimos torneos internacionales. Con tres Eurocopas en sus vitrinas, son junto a Alemania el equipo que más veces ha ganado el título (1964, 2008 y 2012). Clasificarse es una obligación, devolver a España a la élite es el reto de Luis Enrique. El mínimo que se le puede pedir a este equipo es llegar a las semifinales.

Acompañando a España estará Polonia, que a priori será la selección que se dispute el segundo puesto del grupo con Suecia. Se trata de la Polonia con más gol de su historia, gracias al talento que tiene el equipo en ataque. Su fase de clasificación ha sido notable con 8 victorias en 10 partidos, aunque también es cierto que su grupo era muy sencillo y con rivales muy débiles. Vienen de hacer una mala actuación en el pasado Mundial de Rusia 2018 y buscan redimirse con talentos sub-21 y veteranos experimentados y consolidados en Europa.

Robert Lewandowski es sin duda la estrella del equipo, acumula 112 partidos con su selección y es el máximo goleador histórico con 61 tantos. A pesar de su edad (31 años), se le caen los goles de los bolsillos y junto a Piatek forman un ataque de vértigo en un 4-4-2 dirigido por Jerzy Brzeczek.  

El Mundial de Rusia fue un fracaso absoluto, y esta Eurocopa será una buena ocasión para volver a brillar. Las actuaciones de Polonia en la Eurocopa se remontan al 2008, cuando se clasificaron por primera vez. Desde entonces, han ido en línea ascendente: fase de grupos (2008, 2012) y cuartos de final (2016). Su objetivo será clasificarse para los octavos, aunque no lo tendrán nada fácil. 

El principal rival de Polonia por el segundo puesto será Suecia. Sin Zlatan Ibrahimovic ya desde algunos años (2016), basan su juego en la solidez y el orden defensivo. Un equipo cuyos jugadores pueden resultar desconocidos para muchos, pero que ha demostrado su peligro llegando a cuartos de final en el Mundial 2018 de Rusia, eliminando a selecciones como Alemania o Italia por el camino. Ya nadie echa de menos a Ibrahimovic en un equipo que puede ser una de las sorpresas del torneo. 

Victor Lindelof (Manchester United) es ahora la estrella del equipo. A sus 25 años es una pieza clave en el sistema defensivo de Suecia, que juega con un 4-4-2 y sigue confiando en Janne Andersson como entrenador, que ya ha tenido éxitos en el Mundial de Rusia (¼ final) y clasificando al equipo para esta Eurocopa. 

Han pasado pocos apuros para clasificarse en un grupo donde ya compitieron contra España y acabaron en segunda posición por delante de Noruega y Rumanía. Su mejor actuación histórica es una semifinal en 1992 y unos cuartos de final en 2004. Pasar de grupo sería ya un éxito para un equipo que ha demostrado ser muy difícil de batir. 

GRUPO F: El grupo de la muerte

Grupo F Eurocopa

En esta Eurocopa el destino ha querido juntar a tres de los equipos más poderosos en un solo grupo. Francia, Alemania o Portugal pelearán por dos puestos en los octavos de final (tres si contamos que el mejor tercero también se clasifica). Sin duda, este será el grupo más interesante del torneo.

Empezando por uno de los favoritos para ganar esta Eurocopa – Francia, encontramos a una selección de altísimo nivel como ya demostró en el pasado Mundial de Rusia proclamándose Campeones del Mundo. No obstante, se encuentran con que la Eurocopa se les resiste, ya que recordemos que en 2016 perdieron en la final. Se trata de una selección con jugadores de altísimo nivel, pero que en los últimos meses han dejado muchas dudas. Un conjunto muy sólido, que se adapta a escenarios de intensidad y ritmo así como a partidos trabados y ante rivales muy cerrados atrás. Un centro del campo muy físico, una delantera llena de talento y una defensa muy fiable son la estructura de una Francia que apenas ha cambiado desde el Mundial de Rusia. 

Con Didier Deschamps a la cabeza, suele utilizar un esquina de tres centrocampistas y tres delanteros con libertad de movimientos. La estrella sin duda es Antoine Griezmann (FC Barcelona), aunque Mbappe (PSG) cada vez ha ido cogiendo más peso en el equipo junto a su delantero referencia: Giroud (Chelsea). Una alineación que sin duda es envidiable por prácticamente todos los equipos, repleta de talento, experiencia y calidad.

Campeones de Europa en 1984 y 2000, su objetivo será conseguir el ansiado título que se les resiste desde el 2016. Hay ganas de revancha contra Portugal, campeona en 2016 ganando la final contra Francia. Pasar de grupos, es una obligación para el conjunto galo. Llegar a la final sería lo más normal para un equipo de este nivel. 

Por otro lado encontramos a Alemania, que sin duda no es igual de poderosa que hace años pero sigue siendo peligrosa sin duda.

Llegan a esta Eurocopa como una de las favoritas a pesar de su mala actuación en el Mundial de Rusia (eliminada en fase de grupos) y una fase de clasificación aceptable pero no brillante. En pleno proceso de regeneración, el propio entrenador ha afirmado que su equipo no está a la altura de equipos como Francia o Inglaterra. No obstante, Alemania siempre compite y es un rival peligroso. 

Joachim Low sigue al cargo del equipo tras 13 años, en un 4-3-3- claro que deja muchas dudas en defensa y concede mucho. De medio campo hacia adelante es donde brilla este equipo, que sigue confiando en Neuer (Bayern Munich) en la portería a pesar de que su rendimiento en los últimos años ha bajado notablemente. 

Junto a España, son el equipo que más veces ha ganado una Eurocopa: en tres ocasiones (1972, 1980, 1996). En 2008 llegaron a la final, mientras que en 2012 y 2016 cayeron en semifinales. Clasificarse para octavos debería ser casi una obligación para Alemania, más por historia y por nombres que por calidad en el equipo. No obstante, no lo tendrán nada fácil. 

En este mismo grupo encontramos a los vigentes campeones de Europa. Portugal se presenta en esta Eurocopa con ganas de hacer las cosas y dar la campanada, como ya hicieron en 2016.

Por nombre y por defender título se encuentra entre las favoritas para ganar el trofeo. Aunque no lo parezca, este equipo es aún más peligroso que en 2016, una selección que se ha contagiado de ese gen competitivo y han demostrado en la UEFA Nations League que su Eurocopa no fue casualidad, ya que también se proclamaron campeones. 

Con un entrenador ya histórico para Portugal como es Fernando Santos, no cabe duda que hay un jugador que destaca no sólo en el equipo, sino en todo el torneo. Cristiano Ronaldo (Juventus) será la estrella y el jugador a seguir. El máximo goleador, el jugador con más internacionalidades, y el hombre récord en todo torneo que disputa. No obstante, este equipo cuenta con más jugadores que hacen buena compañía al luso: Joao Felix (Atlético de Madrid), Bernardo Silva (Manchester City) y Guedes (Valencia)

Como decíamos, ya consiguieron imponerse en la anterior Eurocopa en 2016 con fortuna: sólo ganaron un sólo partido en 90 minutos en todo el torneo (contra Gales). No obstante, es una selección que ha subido de nivel y será un rival muy duro en este grupo donde veremos sorpresas y partidos emocionantes. La Eurocopa de 2016 fue su único título, aunque también llegaron a la final en 2008. Clasificarse será tarea difícil debido a la magnitud de sus rivales, aunque tienen la opción de hacerlo como los mejores terceros. Llegar a cuartos de final e incluso semifinales sería lo más normal para un equipo tan competitivo como éste.

Quieres Aprender Mas Sobre Las Apuestas Deportivas

Escrito por

Autor
Borja

    Tipster español y apostador profesional. Publicando pronósticos en Blogabet desde 2014 de La Liga y otras competiciones europeas.

    > Ver otros artículos creados por Borja

    Los comentarios están cerrados.

    Newsletter
    Newsletter

    Obtenga el mejor contenido sobre apuestas deportivas en línea directamente en su bandeja de entrada